Blog

Blog
volver
12
Sep
2019

El estancamiento en la pérdida de peso

Os explicamos las razones y consejos para evitarlo


En ocasiones a pesar de entrenar habitualmente, comer saludable y controlar rigurosamente nuestro déficit calórico no conseguimos perder más peso y grasa corporal. En este caso, nos encontramos ante una adaptación metabólica de nuestro cuerpo, es decir, un estancamiento del peso debido a que nuestro cuerpo se ha acostumbrado a la situación.

Nos damos cuenta entonces que comer menos y hacer ejercicio no es suficiente, lo importante para seguir bajando de peso es consumir los alimentos adecuados y no exponer a nuestro cuerpo a cambios radicales sino ir introduciendo pequeños cambios. A continuación os dejamos una lista de razones que propician este caso y consejos para eludirlo.


Razones


• Tragar la comida sin masticarla bien. Parece algo irrelevante pero si no lo hacemos el metabolismo actúa más lentamente y, en consecuencia, la digestión también es más lenta porque el estómago necesita más tiempo para triturar la comida.
• Abusar de los carbohidratos. Se deben consumir pero teniendo en cuenta la cantidad y el tipo. Lo ideal es consumir carbohidratos integrales.

• Beber poca agua. Beber poca agua puede ser perjudicial porque esta ayuda a eliminar toxinas.
• Ingerir poco alimento verde. Es necesario comer más fruta y verdura porque el proceso de digerir la fibra que se encuentra en ellas nos ayuda a quemar calorías.
• Estar más de tres horas sin comer.
• No desayunar. Si no desayunamos no rompemos con el ayuno de estar toda la noche sin comer y nuestro cuerpo tiene miedo de quemar más calorías y por tanto no quemamos grasa.
• Ingerir bebidas alcohólicas. Desacelera el metabolismo y la capacidad para quemar grasas.
• Entrenar incorrectamente. Debemos introducir intensidades y variedades moderadas y no darlo todo en el primer entrenamiento o seguir sesiones irregulares, esto hace que nuestro cuerpo sea más propenso al estancamiento de peso ya que puede que se acostumbre a la intensidad y no queme tanta grasa.
• Consumir muchas calorías o siempre la misma cantidad. Hacer ejercicio no significa que podamos consumir las calorías que se nos antojen. Es importante, además, averiguar cuantas calorías quemamos al día y consumir de 300 a 500 menos de las que necesitamos. A medida que vayamos bajando de peso debemos disminuir, en consecuencia, la necesidad calórica diaria.


Consejos


• Espera unos minutos en ducharte después de entrenar. Podemos esperar a que nuestro cuerpo deje de sudar y aprovechar que durante este tiempo seguimos quemando calorías.
• Apúntate todas tus comidas. Para estar seguros de las calorías que consumimos en nuestro día a día y llevar un control de ello es importante apuntar todo lo que ingerimos.
• Huir de las dietas milagro. Este tipo de dieta solo lleva a un inevitable efecto rebote, lo mejor y más sano es ir bajando de peso de manera progresiva.
• Variar nuestro entrenamiento. Si todos los días realizamos nuestra actividad física con un mismo tiempo e intensidad llagará un momento en que nuestro cuerpo lo realice sin esfuerzo y entonces no se quemen tantas calorías. Dicho esto, es importante variar nuestros entrenamientos para llegar a nuestro objetivo.
• Descansar lo necesario. La falta de sueño está asociado a cambio metabólicos que nos hacen ganar peso.

Y vosotros, ¿habéis estado alguna vez en esta situación, en una estancación del peso?


Fuentes:


https://www.sportlife.es/nutricion/articulo/consejos-para-adelgazar-en-marcha-metabolismo-estancado
https://www.foodspring.es/magazine/5-motivos-las-se-produce-estancamiento-la-perdida-peso-pesar-del-deficit-calorico
https://www.primerahora.com/estilos-de-vida/lola/nota/nobajasdepesorevisatumetabolismo-1085671/
https://www.sportlife.es/nutricion/articulo/7-trucos-para-sacar-a-tu-metabolismo-del-estancamiento
https://www.vitonica.com/entrenamiento/la-tumba-metabolica-que-es-como-evitar-caer-en-ella-y-como-salir-si-ya-estamos-dentro

peso  dieta  salud  deporte  fitness  desayuno